martes, 19 de julio de 2011


El despertador indicaba las 13.00 de la tarde y ya era la centésima vez que
Chloe volvía a desconectarlo, su madre lo volvía a conectar en cuanto ella dejaba la habitación para ir al baño o coger algo de comer. Se sentía tremendamente cansada y abatida, notó la almohada algo húmeda que en cuanto se tocó la cara se dio cuenta de que había estado llorando y ya no solo en sueños. Los recuerdos volvieron a estallar en su cabeza, en un acto desesperado se aferró a la almohada y se ocultó bajo las mantas queriendo volver a dormirse para intentar olvidarlo todo. De repente, alguien llamó a la puerta, pero antes de poder responder un <¡lárgate!>alguien entró haciendo que toda la habitación se iluminara:
-Sabía que estarías aquí- Adam, después de muchos años, Chloe podría reconocer su voz al instante.
-Adam, lárgate-respondió si ni siquiera inmutarse.
-Comprendo que estés afectada pero no te vas a pasar aquí toda tu vida-oyó como se desplazaba por la habitación, de camino a la ventana.
-Solo quiero estar sola así que lárgate-su voz se quebró, se encontraba al borde del llanto-no abras, vete.
Él solo hizo caso omiso y se sentó a su lado-no puedes seguir así, sé que tu ruptura con Luck ha sido un duro golpe y sé como…
Antes de poder continuar Chloe lointerrumpió-¿QUÉ, QUÉ SABES?¿¡CÓMO ME SIENTO?! NO SABES NADA, NI TÚ, NI NADIE, ¡VETE!
-¿Y ESTA ES LA MANERA DE SENTIRTE MEJOR, AISLÁNDOTE DEL MUNDO?-Adam comenzó a elevar el tono él también pero enseguida comprendió que no era la solución-escucha, yo también estuve en una situación parecida y sé que te sientes una auténtica mierda pero esta no es la solución; por favor, vente conmigo al barco, te despejarás.
-No quiero moverme de aquí-repuso con voz débil.
-Lo sé pero tienes que salir de aquí y…no es por nada pero no se huele muy bien-hizo un intento por bromear.
Al menos una mueca que parecía una sonrisa se dibujó en los labios de Chloe-ya no sé ni el tiempo que llevo aquí.
-Una semana-respondió abriendo la ventana de par en par-¿eso significa un ?
-Eso significa un -volvió acostarse.
-Lo sé-le quitó la colcha y las sábanas y la agarró de las manos, tirando de ella para que se levantara-pero al menos no es un rotundo, ¡vamos!-la empujó hasta el baño-tienes cinco minutos.
-Eres un incordio
-Me lo tomaré como un cumplido-sonrió de manera burlona y miró la hora-cuatro minutos.
-Uff, está bien está bien, acabemos de una vez-cerró de un portazo.
-Si te lo pasas bien, no volverás a encerrarte si no, puedes quedarte aquí toda la enternidad, ¿entendido?
-¡Entendido!





No hay comentarios:

Publicar un comentario